Google+

viernes, 19 de julio de 2013

To the wonder - Terrence Malick

Neil conoce a Marina, una madre soltera, en París. La convence para viajar con él a Estados Unidos. Una vez en el país, la relación empieza a deteriorarse.




Malick, por la estructura narrativa que usa, su particular estilo y la temática que trata bordea continuamente la línea entre obras maestras y auténticos tostones. "To the wonder" pertenece al segundo grupo, haciendo compañía a "Días del cielo".



Los personajes:
- Marina (): sin muchas perspectivas en París, viajar a Estados Unidos con un nuevo amor parece que es el nuevo comienzo que ella y su hija necesitan.
- Neil (): tras una crisis personal, viaja a París y allí encuentra a Marina. De vuelta a su país, con la presión de un trabajo duro que detesta, la relación empieza a torcerse.
- Padre Quintana (): pastor de la iglesia a la que acuden Neil y Marina. Tras ver la película, no acabamos de entender qué hace este personaje en ella, aparte de protagonizar los pasajes con voz en off más aburridos de la historia de la humanidad.


Los actores:
- Ben Affleck no es un buen actor. No lo ha sido nunca y, personalmente, he perdido la esperanza de que espabile y sea consciente de sus propias limitaciones. Sin embargo no lo hace mal en To the wonder. Tiene un personaje incapaz de expresar emociones por lo que poner la misma cara toda la película no merma a la película en sí.
Quienes sí destacan son Olga Kurylenko y Tatiana Chiline. Tatiana sorprende por su juventud y destreza. Olga es una de las grandes protagonistas que escoge Malick. Sus escenas de mujeres bailando a contraluz, o con campos verdes de fondo son una constante en toda su obra. Y Olga es de las que más lucen en esos momentos. Y no, no hablo de su físico.
Javier Bardem, aunque su personaje es inexplicable en el entorno de la obra, hace un buen trabajo. No es culpa del actor que su personaje no venga a cuento y esté metido con calzador.


El guión:
- a veces los elementos comunes a todas las obras de Malick quedan bien y otras, muy mal. Esto es así y es un riesgo que el director está dispuesto a correr. Es su estilo y lo maneja como quiere.
To the wonder resulta repetitiva, pesada y muy aburrida. Los diálogos, sobre todo los del sacerdote, son insulsos incluso cuando pretenden ser profundos. En imposible empatizar con los protagonistas porque lo que se nos muestra de ellos es lo peor de cada uno. 
La sucesión de hechos parece una repetición de las mismas acciones una y otra vez, sin apenas variaciones.



Malick y el aspecto técnico de la obra:
- como en todas sus películas, el aspecto técnico es impecable. Repite elemento comunes a todas sus obras: mujeres bailando, grandes espacios abiertos, casas muy luminosas, primeros planos de animales, plantas solitarias, voces en off...

El aspecto visual y sonoro es perfecto. 

Nota: un 5. Me encanta este director y por eso mismo desearía que jamás hubiese grabado esto.

Otras películas de Terrence Malick
Malas tierrras.