Google+

miércoles, 28 de diciembre de 2011

Boardwalk Empire (2º temporada)

La primera temporada de Boardwalk Empire dejó a Nucky Thompson asediado por sus enemigos: el Comodoro unido a Eli y a Jimmy, la fiscalía pisándole los talones... el cerco se estrecha y empieza a amenazar al hasta ahora, dueño y señor de Atlantic City.

segunda temporada de Boardwalk Empire

Aviso, a partir de aquí hay spoilers. Uno tras otro. La que avisa no es traidora :P

Hay mucho, muchísimo que decir sobre esta nueva temporada. Lo más importante: los guionistas al fin han solucionado uno de los grandes problemas de la anterior: la gran cantidad de tramas y personajes. Lo han solucionado a tiros. Si te has encariñado con algún personaje, asume que puede morir en cualquier momento.
Sin embargo, también creo que se han creado un problema nuevo y es que la evolución de algunos personajes, como Margaret, no ha sido todo lo creíble que esperábamos.

Empecemos hablando de la evolución de los personajes:
Nucky Thompson (Steve Buscemi): el rey de las máscaras y el disfraz. ¿Quién es Enoch Thompson? ¿El hombre enamorado que trata de defender a su familia? ¿El alma en busca de salvación? ¿El corrupto dispuesto a todo? ¿El que afronta su juicio con tranquilidad o el que teme ir a la cárcel?
Margaret (Kelly Macdonald): si recuerdas la temporada anterior, Margaret era una mujer entera, inteligente y admirable. Un personaje femenino que brillaba con luz propia, maravillosa. En la segunda temporada hizo lo que mejor se le da, actuar con inteligencia, rapidez y frialdad. Simplemente, lo mejor que podría tener Nucky. Y así lo fue hasta los últimos cuatro capítulo de la temporada. Lo que han hecho con este personaje es un sinsentido. Tal cual. Margaret pasa a ser insoportable, a hacer actos sin sentido que atacan sus propios intereses y a, simplemente, resultar odiosa.
Nelson (Michael Corbett Shannon): tras su noche loca con Lucy, Nelson acepta las consecuencias de sus actos y decide que él y su esposa se harán cargo del hijo que tendrá con Lucy. Por desgracia para él, la señora Van Alden no recibe con agrado al noticia, pidiendo el divorcio. Nelson, que acaba la temporada alejado de Atlantic City, viviendo lo que promete ser una vida tranquila, puede que sea el personaje con el final más feliz de toda la serie.
Lucy (Paz de la Huerta): he echado mucho de menos a este personaje. Es cierto que sigue apareciendo pero no todo lo que me gustaría. En esta segunda temporada vemos a una Lucy amargada por su embarazo, desquiciada por el contrato que ha contraído con Nelson.
Jimmy (Michael Pitt): a lo largo de la temporada Jimmy pierde una capa tras otra hasta que toda su historia, motivaciones, virtudes y defectos quedan al descubierto. Al fin descubrimos que la impaciencia, su peor característica, es inherente a su personalidad, se nos muestra qué le impulsó a irse a la guerra, los entresijos de su relación con Ángela... aún así, admito que sigo sin soportarlo y que me alegro enormemente de su muerte. Gracias Jimmy por abandonarnos con una escena tan gloriosa.
Gillian Darmody (Gretchen Mol): una de mis arpías favoritas. Porque si hay algo que nadie duda sobre esta mujer es que una víbora. A la digna altura del Comodoro o Nucky. Sonriente y encantadora mientras empuja a todo el que puede a dónde más le conviene. Su gran escena es cuando recrimina a un Comodoro convaleciente la forma en la que la violó. Cómo lo castiga, cómo lo odia.
En esta segunda temporada descubrimos a una mujer con profundos traumas, que se siente muy sola y con grandes deseos de venganza. Sin duda, gran escena, gran personaje y gran interpretación.

Richard Harrow máscara

Richard Harrow (Jack Huston): en la temporada pasada no te hablé de este personaje porque, a pesar de lo carismático que es, para mi no pasaba de ser el matón de Jimmy. Ahora, al tener este una situación mucho más elevada dentro de la jerarquía de la ciudad, pasa a ser su inseparable socio. De todos los personajes de la serie, Richard es el más adorable. Verlo haciendo un álbum de recortes con estampas de familia, o cómo considera a Jimmy el hombre más afortunado del mundo, su frustración porque ve imposible conseguir esa misma felicidad para sí, su depresión... Tras el desastre que han hecho con Margaret, espero tener una buena ración de mi nuevo personaje favorito en la tercera temporada.

Hay pocos personajes nuevos, pero voy a hablaros brevemente de ellos:
Owen Sleater (Charlie Cox): al ver sus suministros de alcohol muy mermados por el frente del Comodoro, Nucky empieza a financiar al IRA dando armas a cambio de whiskey. El IRA le proporciona a Owen, el chico que tomará el puesto de Jimmy como chico de los recados.
Vale, lo admito. No me gusta nuevo-Jimmy. Creo que sólo lo han puesto para hacer caer a Margaret y poco más.
Manny Horvitz (William Forsythe): comerciante judío que tiene negocias con Jimmy. Cuando este lo traiciona, no duda en poner todo de su parte para hacerlo caer.
Esther Randolph (Julianne Nicholson): es la fiscal encargada del caso de Nucky. Una mujer fuerte, sin miedo a Nucky y que hará todo lo posible por encerrarlo. Por si te lo estás preguntando, sí, sustituye a Margaret como mujer molona de la serie.

Los actores:
gracias, mil gracias Michael Pitt por haberte esforzado tanto en mejorar tu interpretación y hacer así más soportable a tu personaje. Y con esto no estoy diciendo que ahora sea un buen actor, que no lo es. Pero ha mejorado muchísimo.
En cuanto a los nuevos, el premio se lo lleva William Forsythe, ¡qué gran actor! Sin dejar atrás a Jack Huston, quién también merece ser mencionado.

El guión:
un gran aplauso para los guionistas. Se nota que han intentado esquivar errores pasados y dar a la serie un ritmo más rápido. Lo han hecho y el resultado ha sido más que notable.
Los pequeños fallos que puedo verle son el desarrollo de Margaret y la trama del IRA, que creo que han aprovechado más bien poco. Tampoco me gustó demasiado el incesto protagonizado por Jimmy y Gillian. Entiendo que sí tenían una relación extraña y que se podía intuir algo del estilo pero me ha parecido innecesario y prescindible.
Y ahora que han matado a la mayor parte de los protagonistas, me intriga muchísimo cuáles van a ser los siguientes pasos.

Albos y yo especulamos mucho acerca de cómo sería la segunda temporada. Acertamos y nos equivocamos a partes iguales:
Acierto:
— apostábamos por sacar al Comodoro de escena para que Jimmy pudiese lucirse.
Errores:
— pensábamos que Jimmy moriría a manos del maravilloso Richard Harrow. No fue así.

Momentazos:
— Gillian encarándose a un Comodoro convaleciente. Me pone la piel de gallina el dolor y la desesperación que desprende esta escena.


— La reunión de Nucky, Torrio y Arnold Rothstein. Me encanta el tono condescendiente con el que hablan de sus descarriados subordinados.
— Muerte de Jimmy. Indiscutiblemente, una de las mejores escenas que he visto en una serie. La mano temblorosa de Nucky, el tono calmado de Jimmy, el peso de cada palabra, de cada frase...


— Las muñecas de Emily quemándose mientras la niña lucha por su vida en el hospital. Melancolía y tristeza en estado puro.
— Margaret tumbada en una cama del hospital abrazada a Emily. Preciosa, triste y enternecedora, todo a la vez.

Dirección:
querido Tim Van Patten, sé que te gustan las vísceras y la sangre,. Pero ya vale, cada vez que veo que diriges un capítulo me queda claro que voy a tener una ración extra de sesos, tripas, desmenbramientos y demás familia. Hay un límite entre ser realista y ser innecesariamente desagradable. Ya vale de cabezas destrozadas a hachazos.
Ahora en un tono más serio, la dirección de esta serie, sobre todo de los últimos capítulos es maravillosa. Si te gusta fijarte en este tema en concreto, disfrutarás tanto como yo.

No me voy a repetir hablándote de nuevo de los decorados, maquillaje, efectos especiales... son los mismos que en la primera temporada, cuya reseña puedes leer aquí.

Nota: un 9.

Otras temporadas de Boardwalk Empire:
Primera.
Tercera.
Cuarta.