Google+

viernes, 24 de mayo de 2013

The good wife (4º temporada)

Una nueva temporada de The good wife empieza: Will de regreso a Lockart & Garner, Kalinda arreglando los asuntos pendientes con su ex-marido, Peter en su carrera hacia la mansión del gobernador...



Me encanta escribir las reseñas de The good wife, te prometo que se escriben solas. Hay mucho que decir del guión, de la evolución de los personajes, de las nuevas incorporaciones y de la delicadeza con la que tratan cualquier tema polémico. The good wife no sólo es la mejor serie de abogados que he visto nunca, es una gran serie con un equipo capaz de hacer 21 capítulos a un buen nivel.

Alicia siempre ha tenido cierta actitud pasivo agresiva pero en esta temporada se desata completamente. Algo que el resto de personajes no parece entender es que Alicia odia sentirse usada, que la manipulen o, peor aún, que intenten todo esto con sus hijos. Y entonces actúa en consecuencia y llegan las sorpresas. Porque sí algo es Alicia es una mujer inteligente y contenida, mala combinación para sus contrincantes.

Otro personaje que vuelve a brillar esta temporada es Cary Agos, que pasa a ser lo que siempre esperamos de él. Cary, tras dar muchos bandazos pasando por la fiscalía, vuelve a Lockart & Garner y finalmente, cumpliendo su sueño de montar su propio bufete. Porque Cary es un gran abogado que sabe lo que vale y Lockart & Garner no ha cumplido sus expectativas.

Los hijos de Alicia, Grace y Zack, cobran vida propia más que nunca. Grace se hace mayor y descubre su fe en Dios, que la reconforta y acompaña. Y Zack pese a las reticencias de su madre, toma parte en la carrera electoral de su padre. Y Zack es joven, inocente y quiere ayudar a su padre. Adivinad quién va a sacar tajada de todo eso.

Peter, por su parte, despliega toda su artillería como político. Y Peter vuelve a ser el hombre que lo llevó a la cárcel, no hay límites con tal de llegar a la mansión del gobernador. Esta temporada Peter es más despiadado, frío y calculador que nunca. Curiosamente, es más hijo, padre y esposo de lo que ha sido jamás. Una dualidad que da mucho juego.

Kalinda y "aNadieLeImporta"

Un gran acierto de los guionistas ha sido rematar de forma rápida a la par que correcta la trama de Kalinda y su ex-marido. Posiblemente, la peor trama de la serie en cuatro temporadas. Todos agradecemos que escuchasen a la audiencia y rematasen esta parte lo antes posible. Kalinda es un gran personaje y se merece algo mejor. Y hablado de Kalinda... esta temporada ha jugado sus cartas en Lockart & Garner mejor que nunca. Ha conseguido aumentos de sueldo, una compañera de trabajo y un trato mucho más favorable. Porque Kalinda lo vale y gana casos ella sola, todos lo sabemos.

¿Tensión sexual? No sé de qué me hablas.

Diane y Will, durante gran parte de la temporada, pasan por su peor momento. El bufete intervenido durante gran parte de la temporada supone un duro golpe para sus egos. Perder personal, parte de las instalaciones, reducir facturas... Y ver cómo se desesperan por perder la cesión de obras de arte o entradas privilegiadas para eventos deportivos deja claro porqué están en dificultadas. Ninguno de los dos ha sabido adaptarse a un entorno económico de recesión. Por suerte, espabilan a tiempo.

En el plano personal, vemos cómo por primera vez Diane duda entre su carrera y su vida personal, poniendo en riesgo su ascenso profesional a cambio de un poco de felicidad y estabilidad en el plano emocional.
Will da palos de ciego. No parece haberse olvidado de Alicia y una y otra vez intenta recomponerse con relaciones que no llevan a ninguna parte. Centrarse en el regreso a su carrera como abogado y afrontar las dificultades de Lockart & Garner le ayuda a sobrellevar el ver a Alicia todos los días.

Quien pierde algo de protagonismo respecto a otras temporadas es Eli. Sé que muchos espectadores lo han echado de menos pero, en mi caso, creo que han encontrado el equilibro perfecto. Eli sigue son sus manipulaciones en la sombra, llevándose por delante a quién haga falta para que Peter consiga sus objetivos pero lo hace de forma mucho más sutil y sin comer tanta pantalla.

De entre los personajes nuevos y recurrentes, hay dos que destacan por encima de todos los demás: Clarke Hayden y Elsbeth Tascioni.



Clarke Hayden, ese Pepito Grillo adorable que intenta sacar adelante Lockhart & Garner tras los desmanes de sus dueños. Un personaje al que los guionistas supieron sacar partido a base de explotar su personalidad y sus intereses y ambiciones personales.



Elsbeth Tascioni es, hoy por hoy, nuestra abogada favorita. Su aire despistado, su genialidad y sus conversaciones consigo misma hace que, cada vez que sale en pantalla, nos esperemos un capitulazo. 


Los mejores casos de esta temporada:
— porque The good wife es, ante todo, una serie de abogados que aprovecha como ninguna los temas de más candente actualidad. Para mi, los mejores de esta temporada han sido:

Capítulo 9: "A Defense of Marriage"
- Alicia y Diane defienden a un director financiero homosexual en un caso de fraude fiscal en el que está involucrada su pareja. Un tercer conocido abogado se ofrece a ayudarlas pero su único interés es llevar el caso al Tribunal Supremo para poder apelar en favor del matrimonio homosexual.

Capítulo 10: "Battle of the Proxies"
- Will y Alicia defienden a un hombre acusado de matar a una mujer durante un festival de música. Mientras tanto, otro hombre es juzgado por el mismo crimen en Minooka.

Capítulo 16: "Runnin' with the Devil"
- Lemond Bishop es acusado de la muerte de un confidente de la policía. Por orden de Bishop, Alicia deberá hacer equipo con otro abogado en este caso. Por otra parte, Lockhart & Garnet vuelven a tener superávit y los socios debaten en qué deben emplearlo.



Capítulo 19: "The Wheels of Justice"
- Colin Sweeney se enfrenta de nuevo a la justicia, esta vez por un cargo menor. Sin embargo Alicia descubre que el objetivo de la fiscalía es llevar el caso al Tribunal Supremo y encerrar a Sweeney de por vida. 



Capítulo 22: "What's in the Box?"
- o cómo Peter Florrick comete fraude electoral usando a su hijo para ello. Y de cómo Alicia se entera. Y de cómo Alicia se independiza de una vez: de su madre, de Will, de Peter... y toma las riendas de su futuro y se va al bufete de Cary. ¡Bien hecho Alicia!

Nota: un 9. De las mejores series de las que podemos disfrutar actualmente.