Google+

miércoles, 2 de junio de 2010

La habitación perdida

Necesitaba una serie corta para ver —porque no esperaba estar enfermo tanto tiempo, claro— y la elegida fue La habitación perdida: 6 capítulos de unos 40 minutos; parecía la serie perfecta. Además, Laura y Fernando hablaban bien de ella, sí, la serie prometía.



Y la verdad es que la serie está bastante bien. Sin meternos mucho en harina, es una serie sobre objetos mágicos en el mundo real... en edad contemporánea.

En 1961, el 4 de Mayo, una habitación de un motel en Gallup —la 10— desaparece y todo cuanto había en ella pasa a tener propiedades mágicas. El protagonista, un detective llamado Joe encuentra La Llave de forma totalmente casual (la llave abre cualquier puerta y conduce hacia la habitación 10 del motel. El caso es que su hija se pierde entre las dimensiones y el hombre tiene que buscar el objeto o la combinación de objetos necesarios para encontrarla mientras distintos individuos y organizaciones se enfrentan también por la búsqueda de estos curiosos útiles.

La serie está bastante bien y es bastante recomendable, sobre todo por su duración, que la hace terriblemente versátil. ¡Se puede ver en una tarde que tengáis muerta y todo!

Nota: 7,5.
Pros: corta, interesante, divertida, finalizada.
Contras: el efecto del billete de autobús es muy cutre, acabé de verla y sigo enfermo...