Google+

jueves, 27 de mayo de 2010

The big bang theory, 3ª temporada

Big bang es la gran beneficiada este año. Todo lo que perdía How I met, lo ganaba ésta. Unos capítulos hilarantes, unos cambios que sentaron genial a la serie —como la disminución de la tasa Sheldon/minuto, que llego a ser asfixiante en la segunda temporada, o ese rollo casi homo de Raj—.



La trama central sigue siendo la misma, como en todas las sitcom —JD y Barbie, Ted y Robin (aunque ya dijeran que no era la madre, de verdad, ¿cómo tienen pelotas a seguir con ese tema?), Leonard y Penny—, pero ahora hay muchos más detalles de los secundarios, Penny ya no es tan estúpida y permite que los capítulos se centren más en el estilo de humor con el que más risas provoca, un humor friki, generalmente aderezado con pintitas de sarcasmo.

La temporada es divertida, muy divertida; más que la primera, aunque ya no sea tan impactante porque conocemos a los personajes. Eso sí, esta vez se ponen en otras situaciones para que podamos estudiarlos algo mejor. No obstante, para mí, esta serie siempre tendrá una mácula brutal: las risas enlatadas que la ahogan por completo, son demasiado exageradas, largas y tienen demasiado volumen. ¡Las odio! Aunque esta temporada me ha parecido tan buena, que se lo pasaré —sin que sirva de precedente— por alto.

Nota: 10. ¡Bazinga!