Google+

lunes, 8 de noviembre de 2010

Weeds (1ª temporada) - Showtime

En el fantástico lote de sugerencias formado por Deadwood, Studio 60 y Weeds, ésta fue la última que me decidí a ver. La verdad es que estuvo bien, no a la altura de las otros dos... pero ha sido una serie más que aceptable.



Weeds va de una mujer que tiene que sacar a su familia adelante ella sola —su marido se murió— y se mete a vender maría y hachís. Así, muy resumidamente. Los personajes viven en Agrestic, una de estas comunidades de casitas clónicas yankees en donde se confunde la amabilidad y la falsedad, la bondad y la maldad. Todo se mezcla con límites difusos. Algo huele mal en Agrestic, supongo que es el mejor de los resúmenes posibles.

¿Qué decir sobre los personajes? Pues la verdad es que sacando a la madre (que además, en mi modesta opinión, está muy buena), son todos para matarlos. Me dan asco: los hijos, el payaso y el lunático; el cuñado —que tiene un retraso más profundo que la Fosa de las Marianas—, la sirvienta, sus compradores, sus suministradores, Celia —su mejor amiga— que es un personaje cargante... sinceramente, esto es lo que más me echa para atrás de la serie. El guión —ahora "guion", sin tilde; pero yo soy un rebelde sin causa— está muy bien, típico de esos dramas cómicos, con un agudo sentido del humor negro, un cinismo casi arrastrado y una desesperación que impregna cada uno de sus minutos.

Nota: 7. Para una temporada es una buena fórmula, pero la verdad es que llevan 6 temporadas y a mí el principio de la segunda ya me aburre ligeramente. Es un problema que tengo con la otra gran producción de Showtime, Dexter; que en su segunda temporada me aburrió —al darme, sólo y únicamente, más de lo mismo— y la acabé dejando. A ver si pillo un día ésta con ganas y sigo.

Siguientes temporadas:
2º temporada.
3º temporada.