Google+

lunes, 8 de marzo de 2010

Cottar: el viejo mundo

Los cottar son una especie inteligente que comparte con otras tres - doranos, dublios y X'vord - un planeta considerablemente próximo a su astro, para estar habitado; con una temperatura media de unos 24 grados centígrados, y con zonas amplias de entre 35 y 40.

El planeta es denominado Tilangibén por los cottar - la tierra de los elegidos -, Sian por los dublios - hogar -, ft'h'gen por los X'vord - de significado dudoso, como casi todos los nombres de esta especie - y Luemi-bolá por los doranos - tierra ardiente.



El nombre que los cottar dan a su planeta, Tilangibén, se debe al mito con el que explican el origen de la vida. Lorien, la diosa de la vida - notemos que, curiosamente, el nombre de su principal diosa no se ajusta a la costumbre nomenclatural de bautizar a las hembras con nombres terminados en vocal y a los varones en consonante. Esto, en cualquier caso, tiene su propia explicación tanto mitológica como lógica, y será explicada en otro momento - se paseó por la superficie continental y eligió a las distintas especies que poblarían el mundo.

Los primeros fueron los cottar, creados a su imagen y semejanza: unas criaturas altas, huesudas, con la piel de un tono beige - a menudo moteado de manchas de un color ligeramente más oscuro - con una fuerte mandíbula y unos afilados colmillos con los que rasgan la piel de los animales para alimentarse de su sangre, el líquido de la vida. Los cottar tienen unas necesidades nutricionales bajas y un gran aprovechamiento metabólico, lo que les permite sobrevivir con una modesta ingesta diaria. Las poblaciones cottar se mantienen gracias a la ganadería, animales grandes con una gran reserva de sangre de la que pueden beber varios cottar sin suponer un gran perjuicio para el animal. El mordisco de los cottar es agradable - la forma de los colmillos causa los mínimos daños posibles en los tejidos de la presa - y con él segregan un anticoagulante de efecto rápido y corta duración. Su tecnología está al nivel de la de los dublios, bastante por debajo de la de los doranos, y se han especializado en la magia Mental, con la que intentan conseguir una perfecta sinergia de esfuerzos, aunque esto deba limitar la libertad de los individuos.


Los dublios son unas criaturas altas, corpulentas y velludas (de hecho, acostumbran a tener prácticamente todo el cuerpo cubierto de pelo que puede alcanzar - prácticamente - cualquier color y tonalidad). Sus ojos son meras hendiduras en su cara de formas planas, bajo diversos repliegues palpebrales, como protección. Tienen el cuello muy corto pero muy ancho. Vivían en las regiones más frías del planeta, con temperaturas que pueden alcanzar incluso los 0º en sus momentos más fríos. Son unos grandes explotadores de recursos: queman los bosques, aniquilan bancos de peces, cazan indiscriminadamente. Actualmente, esta especie se desplaza hacia otros hábitats tras haber esquilmado los propios y son fuente de tensiones entre las demás especies que ven peligrar la seguridad y sostenibilidad de sus propios ecosistemas. Son Dotados para la magia y poseen una tecnología considerable.

Los doranos son algo más bajos que los cottar. El color de su piel varía entre el blanco grisáceo y el verde marronáceo. Tienen una serie de largas espinas de hueso asomando en la sutura parieto-occipital. Su orificio oral se encuentra al final de una pequeña trompa que contiene una gran maquinaria de reconocimiento químico. Sus ojos abarcan un amplio radio, una visión de presa, no de predador y son capaces de detectar diferencias de temperatura de hasta medio grado. Tienen manos con cuatro dedos, uno de ellos oponible; cuyas yemas son muy abultadas debido a la gran cantidad de receptores que contienen, que les permiten detectar pequeños cambios en todo lo que tocan: suavidad, dureza, temperatura, etc. Son la especie más avanzada de Tilangibén pero no han mostrado nunca capacidad alguna para la magia.

Los X'vord son aceptados por las otras tres especies como El Enemigo. Los cottar consideran que fue parte del castigo que Lorien les impulso por traicionarla engañados por Urruk, el tradicional dios de la Guerra, aunque actualmente se le considere también dios de la Mentira. Se trata de la especie más baja de Tilangibén, en torno al metro y medio. Su cuerpo está cubierto por gruesas placas de una sustancia que segregan desde que alcanzan su altura máxima. Unas largas garras, de unos treinta centímetros, asoman permanentemente de sus extremidades anteriores. Viven en regiones muy concretas con temperaturas comprendidas entre los 10 y los 25 grados aunque realizan incursiones a zonas más frías o calientes de unas semanas de duración en las que su ingente número intenta arrasar con todo lo que se encuentran. Nadie ha descubierto la razón de este comportamiento. Su idioma es impronunciable por las otras especies de Tilangibén y ellos tienen serios problemas para hacerse entender en cualquiera de los otros idiomas. Están bastante atrasados tecnológicamente y su magia parece limitarse, únicamente, a la de carácter ritual.

___________________

No, no hay dibujos de las especies, ni de las localizaciones ni nada; pero si a alguien se ofrece a hacerlos, soy todo oídos.