Google+

domingo, 21 de septiembre de 2008

Cómo ir de abanderado contracultural y...

terminar siendo un gilipollas completo.

Aquí una pequeña noticia sobre la tan magnífica actuación del yonki (¿o exyonki?) que canta en Extremoduro.

Vía menéame.